Horas








Horas
Es hora de horas, de silencio de silencios,  bullicio de sentidos vacíos.
Es hora de horas, de palabras llenas de almas, de vidas ajenas a la mía, de soledades unidas a otra vida por vivir.
Es hora de horas, de árboles frondosos de frutos prohibidos, de besos perdidos, de abrazos sin abrazos.
Es hora de horas, de cielos cubiertos de nubes, de lluvia de lágrimas, risas y anhelos.
Es hora de horas, de montañas por conquistar, de valles sin horizontes, de horizontes lejanos pero perennes.
Es hora de horas, de minutos, silencios rotos por el recuerdo de tu mirada, del sonido de tu voz,  y el aíre que llegamos a respiramos juntos.
Es hora de horas,  partida al infinito, de huida a ningún lugar, de pensamientos unidos tan solo por recuerdos.
Es hora de horas, de huellas de futuro, de hullas de pasado, de huellas del presente…
Es hora de horas, de segundos relámpagos, de luces del alba, de música celestial bajo la luna.
Juan Manuel Álvarez Romero©2012
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s